Facebook Twitter Instagram Soundcloud Youtube Email Enlace
  • martes 20 de octubre del 2020

¡33 % de los suelos del planeta están degradados! ¿Por qué cuidarlo?

Los alimentos que comemos, el agua que bebemos, el aire que respiramos, nuestra salud y la de todos los organismos del planeta dependen de un suelo sano

29 de diciembre del 2019

El suelo es un recurso finito e importante para la producción de alimentos en el transcurso de la vida humana, sin embargo, su pérdida y degradación no es recuperable. Por ello, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), presentó seis razones contundes para conservar y proteger este recurso natural.

Según el último informe de la FAO, el 33 % del suelo en el mundo están degradados, situación que afecta a los alimentos que comemos, al agua que bebemos, al aire que respiramos, a nuestra salud y la de todos los organismos del planeta.

Frente a ello, un suelo sano es la clave para la seguridad alimentaria sostenible que permite mantener la producción de alimentos, mitigar y adaptarse al cambio climático, filtrar el agua, mejorar la resiliencia ante inundaciones y sequías y mucho más.

Las seis razones para cuidar el suelo son:

  1. La contaminación de suelos afecta a todos los ámbitos: los nutrientes del suelo están directamente ligados a toda la producción de nuestros alimentos, al aire que respiramos, nuestra salud y la de todos los organismos del planeta.
  2. La contaminación del suelo es invisible: el suelo que vemos es todo lo que hay disponible, sin embargo, se necesita aproximadamente 1,000 años para formar 1 centímetro de capa arable superficial, es decir, no podremos producir más suelos en el transcurso de nuestras vidas.
  3. La contaminación del suelo afecta a su capacidad de filtrado: el potencial del suelo para hacer frente a los contaminantes es finito. Si se supera la capacidad del suelo para protegernos, los contaminantes se filtrarán a otros elementos del entorno, como nuestra cadena alimenticia.
  4. La contaminación del suelo afecta a la seguridad alimentaria: si no hay rendimiento y buena calidad de los cultivos, no podremos producir suficientes alimentos para lograr erradicar el problema de mal nutrición y la anemia en el mundo.
  5. La contaminación del suelo puede ser resultado de malas prácticas agrícolas: las prácticas de producción agrícola sostenible se ha convertido en un imperativo para revertir la tendencia a la degradación del suelo y garantizar la seguridad alimentaria actual y futura a nivel mundial.
  6. La contaminación del suelo puede poner en riesgo nuestra salud: si no se ataja el uso de antibióticos que pueden filtrase en los suelos y propagar organismos potentes en el medio ambiente, la resistencia de estos matará a más personas que el cáncer y tendrá un coste global mayor que el actual volumen de la economía.

En síntesis, tenemos que ser capaces de entender que el suelo nos trae muchos más beneficios reales y potenciales que perjuicios asociados al desconocimiento de su valor en nuestro planeta y la falta de visión para protegerlo.


Opiniones / Comentarios de otras personas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No te pierda las últimas noticias

Registrate con una cuenta gratuita y recibiras toda la noticia sobre sus temas favoritos.

Anterior