Facebook Twitter Instagram Soundcloud Youtube Email Enlace
  • sábado 07 de diciembre del 2019

Científicos de 153 países declaran una emergencia climática mundial

Son más 11 mil científicos que recomiendan acciones profundas y duraderas en seis sectores para evitar futuras catástrofes

10 de noviembre del 2019

Más de 11 000 científicos de 53 países publicaron una carta abierta el 5 de noviembre en la revista BioScience, donde señalan que el planeta tierra enfrenta una emergencia climática.

“Los científicos tienen la obligación moral de advertir claramente a la humanidad de cualquier amenaza catastrófica y “decirlo como es”. Clara e inequívocamente que el planeta Tierra se enfrenta a una emergencia climática”.

Los científicos presentaron un conjunto de signos vitales gráficos del cambio climático en los últimos 40 años para actividades humanas que pueden afectar las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y cambiar el clima, así como los impactos climáticos reales.

Tambien señalan, “para asegurar un futuro sostenible, debemos cambiar la forma en que vivimos, por lo tanto, necesitamos transformaciones audaces y drásticas con respecto a las políticas económicas y de población”.

En el documento recomiendan acciones profundas y duraderas en seis sectores. Estas son:

Energía: implementar rápidamente prácticas de conservación y eficiencia energética masivas y reemplazar los combustibles fósiles con energías renovables bajas en carbono y otras fuentes de energía más limpias. Eliminar los subsidios a los combustibles fósiles y utilizar políticas efectivas y justas para aumentar constantemente los precios del carbono para restringir su uso.

Contaminantes de corta duración: es necesario reducir las emisiones de contaminantes climáticos de corta duración, incluido el metano, el carbono negro (hollín) y los hidrofluorocarbonos (HFC). Limitando estos contaminantes podría reducir la tendencia al calentamiento a corto plazo en un 50% en pocas décadas.

Naturaleza: proteger y restaurar los ecosistemas de la Tierra. El fitoplancton, los arrecifes de coral, los bosques, las sabanas, los pastizales, los humedales, las turberas, los suelos, los manglares y los pastos marinos contribuyen en gran medida al secuestro de CO2 atmosférico. Se necesita reducir rápidamente la pérdida de hábitat y biodiversidad.

Comida: consumir principalmente alimentos de origen vegetal al tiempo que reduce el consumo global de productos animales, especialmente el ganado rumiante. También, reducir drásticamente la enorme cantidad de desperdicio de alimentos en todo el mundo.

Economía: la extracción excesiva de materiales y la sobreexplotación de los ecosistemas, impulsada por el crecimiento económico, deben reducirse rápidamente para mantener la sostenibilidad a largo plazo de la biosfera. Se necesita una economía libre de carbono que aborde explícitamente la dependencia humana de la biosfera y políticas que guíen las decisiones económicas en consecuencia, y

Población: la población mundial ha aumentado aproximadamente 80 millones de personas por año, o más de 200 000 por día. Existen políticas comprobadas y efectivas que fortalecen los derechos humanos al tiempo que reducen las tasas de fertilidad.


Opiniones / Comentarios de otras personas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No te pierda las últimas noticias

Registrate con una cuenta gratuita y recibiras toda la noticia sobre sus temas favoritos.

Anterior