Facebook Twitter Instagram Soundcloud Youtube Email Enlace
  • sábado 15 de junio del 2019

La papa no engorda, ¡alimenta!

Dato: 100 gramos de papa sancochada equivale a 100 calorías

30 de mayo del 2019

Foto: Dany Berrocal

Muchos habitantes urbanos —en especial mujeres— creen erróneamente que la papa engorda, porque contiene carbohidratos. No es así.

Al respecto, la nutricionista Zarith Alvarado Alvarado, expresa categóricamente que la papa no engorda; primero, porque el 80% de su contenido es agua, y segundo, porque los hidratos de carbono que posee —básicamente almidón— no tienen grasa. O sea que se la puede consumir sin riesgo de aumentar adiposidades, pero en la forma más natural posible.

ALTO VALOR NUTRICIONAL

Diversos estudios han demostrado que 100 gramos de papa sancochada equivalen a 100 calorías, es decir, apenas al 5% de las 2,000 calorías que debe consumir una persona adulta por día. Es decir, este producto no engorda, sino alimenta.

En todo caso, habría que ingerir 37.5 kilogramos de papa (lo cual es imposible) para producir 45 gramos de grasa (calorías), índice equivalente a lo que dan —alternativamente— 1.5 huevos, 11.2 panes, 3.5 paquetes de galletas, 54 gramos de mantequilla, 69 gramos de mayonesa o 45 centímetros cúbicos de aceite.

Pero, si es así, ¿por qué se ha tejido el mito de que la papa engorda? La misma especialista responde:  “El problema de la gordura está en los ingredientes, como el aceite para frituras, o la mantequilla y la leche para hacer puré”.

Algunos regímenes de adelgazamiento prohíben mezclar papa con arroz. Pero no porque el tubérculo engorde, sino porque al combinar estos dos productos ricos en carbohidratos, se incrementa la dosis de harina y almidón.

Asimismo, otros plantean no combinar papa con carne, frente a lo cual la Lic. Alvarado comenta: “Por el contrario, las proteínas de la carne reducen la absorción de los carbohidratos por el organismo. Lo único que se debe es no abusar del aceite. En realidad, todo depende de la forma de preparación y la cantidad que se ingiere, no en sí de los alimentos”.

Más allá de ello, la papa es un alimento rico en vitamina C. Por ejemplo, 300 gramos del tubérculo hervido aportan el 75% de lo que necesita un adulto de dicha sustancia. También posee proteínas, vitamina B y minerales, como hierro y fósforo.

De igual modo, las papas —especialmente las nativas y orgánicas— contienen elementos que actúan en el organismo como antioxidantes; por lo que evitan el envejecimiento prematuro de éste y la piel, además de prevenir diversas enfermedades.

En consecuencia, la papa no sólo es un alimento nutritivo y de fácil digestión, sino también terapéutico. Tanto que la primera comida de los bebés es la papilla.

Sólo hay que consumirla en la forma más natural posible

(Publicado en Agronoticias N°332)


Opiniones / Comentarios de otras personas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No te pierda las últimas noticias

Registrate con una cuenta gratuita y recibiras toda la noticia sobre sus temas favoritos.

Anterior